Bajo el lema “Nicaragua Cristiana, Socialista y Solidaria” reasumió el presidente Ortega

Bajo el lema “Nicaragua Cristiana, Socialista y Solidaria” reasumió el presidente Ortega
La esposa del presidente insta a visitar a la gente “como los pastores cuando van a las casas orando con la gente o por los enfermos o para celebrar algo”.

El ex guerrillero Daniel Ortega inició este martes su tercer mandato presidencial de uno de los países más pobres del mundo, con hegemonía parlamentaria y el desafío de atacar la miseria, una asignatura pendiente pese al crecimiento de la economía en los últimos años.

 “Nicaragua Cristiana, Socialista y Solidaria” es el slogan que llevó a Ortega a su tercera presidencia, segunda consecutiva.  El mandatario asumió en presencia de casi todos los presidentes centroamericanos -la excepción es la costarricense Laura Chinchilla- y de estrechos aliados como el presidente iraní, Mahmoud Ahmadinejad, y el venezolano Hugo Chávez.

Entre los asistentes se contarán, además de Chávez y Ahmadinejad, los presidentes Ricardo Martinelli (Panamá), Porfirio Lobo (Honduras), Mauricio Funes (El Salvador), Alvaro Colom (Guatemala), Desi Bouterse (Surinam), Michel Martelly (Haití) y el príncipe de España Felipe de Borbón.

 “Nicaragua de Victoria en Victoria” y “Nicaragua Cristiana, Socialista y Solidaria” son las frases que pueden leerse en enorme carteles colocados en todo el territorio nacional . Algunos critican que Ortega acapare el poder y temen por el futuro del país. Otros, ven que el ex guerrillero tiene la oportunidad de sacar a Nicaragua de la pobreza, imprimiendo en el pueblo el espíritu de solidaridad y unión por el bien común.

“El presidente tiene todo el poder, como nadie en la historia de Nicaragua ha tenido nunca en su mano (…) Con esa fuerza arrolladora -del Frente Sandinista para la Liberación Nacional- no puede haber ninguna clase de equilibrio”, dijo al diario La Prensa el escritor Sergio Ramírez, vicepresidente de Ortega en su primer mandato, en la década de los 80.

 Ortega “tiene todo el poder que antes no tenía y si entonces irrespetó las leyes, se puede esperar que ahora haga lo mismo, pero también es su gran oportunidad para decidir ser un dictador o un estadista”, dijo el ex viceministro de Finanzas, René Vallecillo.

NUEVA IMAGEN
Daniel Ortega parece haberse volcado a “la religión con tintes mesiánicos”, según algunos medios de prensa, y es “capaz de tejer alianzas tanto con el mandatario venezolano Hugo Chávez como con el FMI”.

A los 66 años, y más de medio siglo después de haber ingresado en la guerrilla del Frente Sandinista para combatir a la dictadura de Anastasio Somoza, el ex guerrillero retuvo el poder en las urnas explotando su nueva imagen de hombre pacífico, que pregona una Nicaragua “Cristiana, Socialista y Solidaria”.

A partir de junio último, la Jefa de Campaña Nacional del Frente Sandinista de Liberación Nacional y esposa de Daniel Ortega, Rosario Murillo Zambrana, hizo circular entre toda la militancia sandinista, calculada en más de un millón de nicaragüenses, las líneas de trabajo de la “Campaña del bien Común”, a fin de que fuera estudiada y aplicada a cabalidad.

Murillo instó a los sandinistas “a trabajar con el alma inserta en la concepción de ‘Uno para todos y todos para uno’”, a fin de derramar solidaridad en una campaña que se extendió de mayo a noviembre, contribuyendo a la reelección de Ortega.

“Vamos hacia una campaña que debe ser ejemplar. Una Campaña pensada desde el compromiso militante del Frente Sandinista de Liberación Nacional. Por el bien común. Por el bien de tod@s. Y, con tod@s, es decir, en reconciliación y unidad”, dice en su introducción el documento distribuido por Murillo.

“En cada municipio, en cada barrio, cuadra, comarca, comunidad, un bastión sandinista de la solidaridad!”, agrega.

El documento que contiene muchas connotaciones espirituales y religiosas habla de la “campaña de la multiplicación de los panes donde Dios obra milagros”, en referencia a las obras del gobierno de Daniel Ortega.

Además llama a su militancia a no utilizar palabras ofensivas para nadie. “La blanda respuesta quita la ira, dice la Biblia”, acota.Y agrega que “blanda debe entenderse como sabia respuesta frente a esas otras maneras de hacer política”. “Frente al necio, sordera”, dice Murillo a sus militantes.

 LLAMADO A LA SOLIDARIDAD
                                                              La esposa del presidente se dirigió a los sandinistas resaltando que “tenemos que conectar con nuestra alma colectiva de sandinistas y de nicaragüenses” y por tanto deben ser cristianos, solidarios . “Nos toca ganar las elecciones, siendo ejemplo de solidaridad. Nosotros tenemos como lema: “Nicaragua, Cristiana, Socialista y Solidaria”. Seguimos cambiando Nicaragua, para que sea más cristiana, socialista y solidaria, lo cual implica retomar nuestras raíces y las prácticas del cristianismo, socialismo, solidaridad”, precisó.

Murillo insistió en que los sandinistas deben ser solidarios y auditar que todos los programas sociales estén funcionando y estén dando alivio a la población. “Tenemos que trabajar para apropiarnos de la solidaridad, como herramienta indispensable en nuestras vidas, porque es nuestro principio, y tiene que ser nuestra finalidad”, manifestó.

 Murillo dijo que los sandinistas tienen que visitar a la gente como hacen los pastores cuando van de casa en casa orando con la gente o por alguien enfermo o para celebrar algo.

“Creo que nosotros tendríamos que estar ahí, tener el diseño para poder estar donde hay desgracia, acompañando a la gente. No podemos resolver todos los problemas materiales, ¡pero algo se puede hacer! Y ya sólo el abrazo y la presencia, es un acompañamiento que la gente valora tremendamente, y después, uno puede ir viendo cómo resolver algo para mejorar la vida material”, expresó.

 ETERNA NAVIDAD
Llaman la atención algunas medidas tomadas por el gobierno para resaltar su ‘vocación cristiana’. El periodista Juan Larrosa describió un recorrido por la ciudad de Managua en junio pasado, junto a una colega, apuntando que “durante el trayecto nos llamó la atención que muchas de las plazas públicas de Managua, calles o glorietas, tienen, en pleno junio, árboles de Navidad, altos y adornados con listones de colores. Jorge, uno de nuestros interlocutores, se volteó hacia nosotros y confesó: ‘dicen que Managua es la ciudad de la eterna Navidad’.

Relata Larrosa en su blog que después les explicaron que “la autora de tan extravagante idea es Sandra Murillo, la esposa de Daniel Ortega, a quien se le considera como el poder real detrás de la silla presidencial”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: